Antonio Medrano y la verdad
«El rayo áureo y diamantino de la verdad rompe el círculo vicioso del ego y lo reemplaza por un círculo luminoso hecho de inteligencia y amor, de fuerza y armonía, articulado en torno al eje por excelencia: el Polo universal que une Cielo y Tierra».