Rolando Peña ‘El Príncipe Negro’ entierra un barril de crudo. Noviembre de 2018.

Cementerio de Morilla: Rolando Peña 'El Príncipe Negro' entierra un barril de crudo. Noviembre de 2018.

En el Cementerio de Morille se ha sumado un barril de crudo, enterrado por el artista venezolano afincado en Miami Rolando Peña ‘El Príncipe Negro’ tras realizar una intervención sonora con dos martillos pegando golpes sobre el barril de crudo.

Un barril que ha quedado enterrado bajo tierra y que lleva el epitafio «Petróleo seré más petróleo enamorado». Y sobre él, un árbol que Peña plantó para que sus raíces se amarren al propio barril.

La jornada de ayer, en la que se llevó a cabo este enterramiento, no parecía la más idónea pues no dejaba de llover, pero esto no impidió que una treintena de personas participara en el acto y lo hiciera bajo una gran nube azul, pues eso es lo que parecía el gran plástico que había sobre sus cabezas.

Hasta el cementerio de arte de Morille llegaron los participantes en una especie de procesión precedida por Domingo Sánchez Blanco y Rolando Peña que llegó con Jesús Leonu en un Ford Capri rojo, entre ellos un grupo de alumnos de la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de la Universidad Politécnica de Madrid, acompañados por sus profesores. Y es que este grupo de alumnos, junto a su profesor Pepe Ballesteros, realizará una serie de sarcófagos. «Crearán encofrados con foam tallados en máquinas CNC y con morteros diversos, primero harán varios modelos a escala reducida y después a tamaño real», comenta Domingo Sánchez, quien recuerda que la lista de espera de personas que quieren enterrar algo en el museo mausoleo de Morille supera las 120. Y es que esta iniciativa, que surgió como una idea alocada del artista, es conocida internacionalmente y son muchos los que ya han pasado por ella pero también los que quieren formar parte del cementerio de arte, que se ha convertido en un proyecto global y con mucho futuro. Tanto es así que pronto saldrá un libro de Jesús Málaga y María José Gil sobre la historia de este museo, cuyo último enterramiento será el de ayer. Además, se está construyendo un edificio en el propio cementerio que albergará los documentos sonoros, visuales… generados desde que se creo el museo, disponibles en pendrive para que todos los visitantes puedan visualizarlos y escucharlos en el mismo lugar donde se generaron.

Pero volviendo al enterramiento realizado ayer por un artista que ha trabajado en Nueva York en la galería de Andy Warhol, que siempre ha trabajado la iconografía del barril de crudo y el orden matemático del petróleo, éste era descrito por los futuros arquitectos con frases tan elocuentes como «es devolver a la tierra el petróleo que hemos sacado ilícitamente, volverlo con geometría y enterrarlo para una nueva extracción que ya no será posible»; «un grupo de desconocidos han conseguido crear un ambiente íntimo y familiar bañado por la lluvia y los tambores del petróleo y liderado todo por un artista, El Príncipe Negro», «día lluvioso, con viento y frío, perfecto para devolver a la tierra el petróleo que contamina el exterior» o «ha sido una sensación abrumadora, cómo El Príncipe Negro ha enterrado una etapa de su vida y ha comenzado otra, todo con el sonido de los martillos en el bidón y además todos los presentes hemos podido participar en ello», entre otras.

Rolando Peña 'El Príncipe Negro' entierra un barril de crudo. Noviembre de 2018.