Cuando por fin lo veo claro…