Duro de oído, poesía visual