Que pregunte la esfinge sus locos acertijos.
Yo contestaré siempre lo mismo:
que el mundo me ha dado
tan sólo virtudes frías y prudentes
pero que aquí dentro hay un hombre ardiendo
que no entiende sus propias respuestas y al que faltan vidas
para realizar tantas imaginaciones contrapuestas.

 

de El libro de las tentativas
(otros poemas de El libro de las tentativas)

Que pregunte la esfinge sus locos acertijos de El libro de las tentativas